Reseña sin spoilers: Entre dos universos (Andrea Tomé)

Sinopsis

Salva y Mía, fans de los Beatles y el cine de terror de serie B, tienen un hobby poco habitual: asaltar casas abandonadas. Se cuelan en edificios en ruinas, se asoman a las ventanas y se preguntan cómo era la vida allí. Una noche, su juego da un giro inesperado. En el alféizar de una de esas casas encuentran una caja. Y la caja guarda las cenizas de un muerto. De repente, un sinfín de preguntas los asalta. ¿Quién fue ese hombre? ¿Por qué estaba allí? ¿Qué tiene que ver con ellos? . El problema es que a Salva no le queda mucho tiempo para encontrar las respuestas que necesita, ni tampoco para descubrir sus verdaderos sentimientos hacia Mía.


Opinión

Andrea Tomé se ha convertido, sin duda, en mi autora nacional preferida, al menos hasta el momento.
Esto ya de por sí es un logro, porque hacer que me salga de mi zona de confort (fantasía-distopía) es muy difícil.

La trama de esta novela me ha recordado a la de Pájaro azul: una búsqueda de alguien muerto y su familia, así como el conocimiento de su historia.
Eso le ha dado cierta agilidad a una historia que, en su mayoría, es de personajes.

Me encanta el tema que trata Andrea en Entre dos universos: la enfermedad (ahora no os penséis que soy una sádica o algo). Es por eso por lo que me ha resultado realista y un poco desmoralizadora al mismo tiempo. 
Por un lado Salva, el protagonista, se pasa gran parte del libro pensando en la muerte. Eso me ha resultado algo cansino, ya que esa palabra se repite mucho, además de, como digo, desmoralizador. Sin embargo, creo que es lo más realista que podría haber hecho la autora: nos enseña que la vida no es todo frases de Mr. Wonderful, que a veces es lícito tirar la toalla y no estar bien.
También nos habla de los dolores, algo que lo hace más realista.

Me hubiese gustado leer algún capítulo desde la perspectiva de Mía, ya que apenas se la conoce. Eso, junto a que a veces se me ha hecho un poco pesado, es lo único que no me ha acabado de convencer.

El estilo de Andrea es, como siempre, muy delicado y atrapante. A pesar de que la trama no es muy abundante y, como ya he dicho, me ha recordado a otro libro, te engancha mucho.

Aparte, la edición es preciosa (no viene ilustrada, como otras novelas de la autora, pero la portada es una pasada).

El final es devastador, a pesar de que es de  alguna manera abierto (creo que es precisamente eso lo que lo hace así).

Ya estoy deseando que la editorial saque algo nuevo de esta autora, porque es seguro que lo voy a leer y me va a encantar, como el resto. Os recomiendo muchísimo cualquier novela de Andrea Tomé, y espero que os enamore tanto como a mí.

Comentarios

  1. Hola!
    Este libro lo tengo pendiente desde que se publico, a ver si me animo y lo leo.
    Besitos :)

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!

    La verdad es que este libro no me atrae porque me lo haría pasar muy mal, lo veo venir, pero sí que me llama mucho la atención esta autora y tengo ganas de leerla, pero mejor otros de sus libros. Me alegra que sea de tus favoritas :)

    ¡Nos leemos!
    Lua.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que se pasa mal con todos jajaja
      Besoos

      Eliminar
  3. ¡Hola! Espero leer a la autora en breve pero supongo que empezaré con Desayuno en Júpiter, que es el que tengo en casa. Un besote :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que Desayuno en Júpiter es mi favorito jajaja
      Besoos

      Eliminar
  4. No he leido nada de esta autora, pero sin dudas en algun momento lo hare! sus libros parecen ser super bonitos y tienen unas portadas hermosas!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te los recomiendo muchísimo, son de los mejores de la literatura española
      Besoos

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Reseña sin spoilers: El piso mil (Katharine McGee)

Reseña sin spoilers: Prohibido creer en historias de amor (Javier Ruescas)

Reseña sin spoilers: El bestiario de Axlin (Laura Gallego)